padres tóxicos
Padres tóxicos


La mayoría de los padres hacen todo lo posible para asegurarse de que sus hijos tienen una infancia sana y feliz. A veces cometen pequeños errores, pero eso no quita su amor sea sano e incondicional.

Sin embargo, hay una gran diferencia entre los padres que cometen pequeños errores y los padres que son tóxicos.



Ser hijo de padres tóxicos

¿Cómo es la vida de los hijos de padres tóxicos o abusivos? lógicamente, no es nada divertida ni tranquila. Por ejemplo, los hijos adultos de narcisistas, alcohólicos, adictos a las drogas, antisociales, etc., crecen con una sensación generalizada de desesperanza y ansiedad punzante, que les hará repetirse en su interior una y otra vez: ¿por qué yo? ¿Qué hay de malo en mí…?”

Es muy triste el destino de un niño, sabiendo que recibirá poca o nada de empatía por parte de sus progenitores. Pero lo que es más preocupante, es que los padres (narcisistas) que tratan mal a un niño, son más encima propensos a castigarles por ser sensibles o emocionales frente a las adversidades.

Desde el nacimiento y hasta los cuatro años de edad, es cuando la personalidad de un niño se forma, un tiempo que pasan mayoritariamente con sus padres (o cuidadores principales), aquellos que son capaces de imprimir en su mente subconsciente cada rasgo tóxico de su propia personalidad.

El comportamiento tóxico

El comportamiento tóxico es a menudo difícil de ver, y es aún más difícil cuando las personas tóxicas son sus propios padres (el padre, la madre o ambos). Normalmente, este comportamiento sucede desde la primera infancia, por lo que les parece totalmente normal a la mayoría de hijos que han pasado por esto, pero no lo es.

Los padres tóxicos pueden causar mucho daño emocional y mental de sus hijos, y los niños a menudo se convierten en adultos dañados que luchan para establecer relaciones normales y saludables sin lograrlo, y esto es debido principalmente a que continúan aceptando el comportamiento tóxico de sus padres.

Señales para saber que tienes unos padres tóxicos

Priorizan sus sentimientos sobre los de sus hijos

Sus sentimientos son siempre lo primero. Los padres tóxicos dominan la situación en este sentido, y además sus emociones a menudo son volátiles e irracionales. La mayor parte de sus conversaciones giran en torno a la forma en que ellos se sienten, o por qué están molestos o enojados.

Con el tiempo, no es sólo el padre o la madre quien da prioridad a sus sentimientos, el niño también lo hace. El hijo crece dentro de este ambiente familiar, en el que las necesidades de sus padres son más importantes que las suyas propias, sin cuestionar este tipo de relación, por lo que le parece algo normal. Con frecuencia el niño se siente preocupado o estresado porque sabe que su padre (o madre) está molesto, de forma que deja sus propias necesidades emocionales a un lado para evitar enfrentamientos.

Necesitan que cuiden de ellos

A menudo los padres tóxicos piden al niño que cuide de ellos, invirtiendo así los papeles. Le piden al hijo que solucione sus problemas, que les apoyen, lo que genera mucha tensión emocional en el niño. El padre o madre que hace esto no se da cuenta del peso que supone esta responsabilidad para el pequeño, y piensa que es algo normal e incluso obligatorio de cualquier hijo.

No quieren que su hijo crezca y sea independiente

Puede parecer algo normal que tus padres piensen en ti como “su niño/a pequeño/a”, pero siempre hay un límite. Los padres tóxicos no se sienten orgullosos de la independencia de sus hijos, al contrario. Cuestionan sus decisiones constantemente, y a menudo se molestan y les acosan hasta que cambian de opinión, reteniéndoles en el hogar para que les cuiden y hagan su vida más fácil. Es una forma de manipulación para lograr su propio placer e interés, muestra clara de su gran falta de empatía.

Son pasivo-agresivos

Los padres tóxicos a menudo afirman estar bien, pero actúan claramente como alguien que se siente molesto. Es característico de la personalidad pasivo-agresiva dar respuestas ambigüas y no manifestar claramente la ira, pero mostrarse de mal humor y actuar de forma diferente a lo que sus palabras dicen. Este comportamiento resulta muy molesto y desconcertante para el niño, ya que siente que debe ceder a los caprichos de sus padres, sólo para deshacerse de este horrible ambiente.

Ignoran las fronteras

Los padres tóxicos a menudo no tienen claros los límites; hablan sin reparos con sus hijos sobre aspectos personales o detalles íntimos de su vida que no son apropiados para los pequeños. Si el niño se atreve a insinuar que no se siente cómodo hablando de estas cosas, los padres se sentirán confundidos y ofendidos por ello, sin comprender ni respetar la posición que debe tener un hijo en la familia.

Con frecuencia se señalan los defectos de sus hijos

La mayoría de los padres están muy orgullosos de sus hijos y les alaban por sus virtudes y logros. Los padres tóxicos en cambio son más propensos a señalar sus defectos, haciendo comentarios negativos sobre su inteligencia, su peso o su apariencia. No es extraño que critiquen intencionadamente aspectos en los que el niño se siente especialmente inseguro, y luego hacen ver que sólo es una broma. Si el niño no se ríe, le juzgarán por “no tener sentido del humor.”

Cuentan sus problemas y piden que guarden sus secretos a los hijos

Se supone que los padres deben proteger a sus hijos, pero a menudo los padres tóxicos esperan que sus hijos los protejan a ellos. Les cuentan sus secretos y luego les exigen que no le digan nada a nadie. Estos secretos pueden ser asuntos muy delicados e impropios de su edad, como una adicción o una infidelidad (suya o del cónyuge). Esto pone al niño bajo mucha presión y estrés, ya que siente que deben encubrir a su progenitor, incluso si éste está haciendo algo peligroso o doloroso.

Hablan a sus hijos con desprecio

Los padres tóxicos pueden destruir la autoestima de sus hijos con mucha facilidad, la cual comienza a formarse cuando el niño es todavía muy pequeño. Le hacen comentarios negativos durante toda su infancia, lo que refuerza la opinión de que es “tonto” o “indigno”.

A menudo le llaman “estúpido” o “malo”, incluso hacen otras cosas para reforzar esta creencia, tales como tener un comportamiento excesivamente controlador o compararlo negativamente delante de los demás. Esto hace que el niño piense que es incapaz de tomar sus propias decisiones.

Por desgracia, los hijos de padres tóxicos pueden llegar a validar el comportamiento de sus padres, con la creencia infundada de que su comportamiento abusivo era aceptable, ya que era un niño malo.

No te olvides suscribirte a nuestro canal YouTube de Psicología y Educación

Hijos de padres tóxicos
5 (100%) 2 voto[s].





20 Comentarios

  1. 40 años para separarme definitivamente de esa madre tóxica que me parió. Hoy digo nunca la quise, nunca la aguanté y desde chica mi mente racional fue manipulada para generar una personalidad propensa a la dependencia emocional, el autocastigo y los vínculos tóxicos. Hoy digo nunca más, contacto cero con una persona a quien desde chica tuve que escuchar y escuchar y escuchar, cuando tuve la primera oportunidad de no verla más, la manipulación psicológica era tanta que yo no sabía quién era y no podía establecer vínculos sanos ni apropiarme de mi vida, así es lo que generan estas personas que sí, seguramente, han sufrido lo mismo, el punto es que alguien tiene que romper esa cadena porque las quejas, la manipulación, el maltrato, las exigencias son continuas e incesantes, es así, contacto cero y ayuda de la buena. En mi caso tardé años en dar con el proceso adecuado en medio del cual la ayuda de amigos que me conocían de una época en que fui medianamente feliz me ayudaron a recordar. Contacto cero con ese tipo de padres y madres porque no somos responsables de su existencia ni de sus problemas, porque tenemos el derecho a ser libres y dueños de nuestra vida y sí, quizás nos cueste porque hay que limpiar todo tipo de vínculos y actitudes por eso la ayuda adecuada, la mirada de los profesionales que no juzgan, una terapia abarcativa que no sea la tradicional en la que se nos devuelve una frase que en nuestro caso puede ser tomada como crítica porque estamos CANSADXS de que nos digan qué hacer, cómo hacerlo, qué somos, qué hacemos bien o mal, necesitamos buscar ayuda para ver lo cristalino, vacío y funcional desde la manipulación que es todo lo que nos dicen y hacen, el contacto cero lleva tiempo quizás o en otros casos no, pero es lo más liberador que podemos hacer, POR NUESTRA IDENTIDAD VERDADERA, NO TODA LA BASURA QUE ABSORBIMOS Y DEJAMOS QUE NOS IMPLANTARAN, POR NUESTRA LIBERTAD, NUESTRA AUTONOMÍA COMO PERSONAS Y NUESTRA SANIDAD con nosotrxs mismxs y por el derecho a vínculos sanos

  2. Hola, Ivy. Te entiendo y es necesario que busques una buena terapia, dentro de un modelo holístico o un coach que están capacitados para acompañarte en el proceso de romper las cadenas y limpiarte de toda la basura.

  3. Yo me he dado cuenta que mis padres son tóxicos desde la infancia, pero costó asumir a medida que va pasando el tiempo los años (30) y se va notando más de su egoísmo y poca ganas de que vamos saliendo adelante, tener que ser “ellos” los protagonista y “dueños de uno”, yo me pregunto por qué esa pocesión? Respuesta “es asombrosa”, En fin….
    Busco páginas a ver si logro encontrar consejos para lidiar con padres tóxicos como los mios y muchas [email protected] que somos [email protected] de padres tóxicos. Y me digo y les cuento, Solo se que hay que cambiar y no caer en lo que se enseño y educarse. ( Caso cerrado jiji broma se me viene a la memoria la Doctora)
    Aunque al encontrar está página y muchas otras páginas no hay mucha “informaciones” cómo salir adelante con nuestra mente y actos. Las páginas que no sirven de nada, pero si se empatizar con mis hermanes de hijos tóxicos. Fuerza y Aguanté.

  4. Buenas tardes. Estoy creando un grupo de autoayuda totalmente gratuito para hijos de padres tóxicos en Madrid. Cualquiera que esté interesado en apuntarse o informarse al respecto puede escribirme por email a [email protected]. Ya escribí este comentario pero escribí incorrectamente el email en el comentario anterior, este es el correcto.
    Nos vemos pronto. Saludos!

  5. Intenté quitarme la vida a los 12 años tomando veneno Mi hermano se la quitó a los 29, ella , mamá,me culpa a mí. Hoy. Le perdí su tarjeta de débito y con 40 años volví a casa asustada por miedo. A qué me rete.. y si no me habló en todo el día. Tengo 3 hijos hermosos y. Aún así quiero quitarme la vida.

  6. Mi madre es toxica nivel ultima estacion del nirvana, por años pretendi complacerla para que aceptara, pues siempre me dijo cosas horribles, desde nadie te quiere y que vas a hacer si yo muero( eso cuando tenia nueve años), he llorado mares. Cuando mis hermanas quedaron embarazadas siendo solteras su paranoia se disparo, conoci a un hombre literalmente me sentia que la traicionaba cada vez que estaba con mi pareja y tenia muchas ansiedades, cuando estaba con el , me exigia que me casara, y tuve muchos problemas con el, y al final se termino la relacion, yo me sometía a su voluntad, y la verdad me cansé, es vivir con una bomba de tiempo, cuando estuve mal, por la perdida de la relacion yo le hable desde el corazon, y no quiso apoyarme. Literalmente veo que su estrecha mente, y solo cabe su opinión, y los demás somos esclavos de sus deseos, ya rompi las cadenas de ser parte de su esclavos, la amo pues es mi madre pero no es dueña y amo. Ella solo sabe de dar ordenes, la unica que puede mandar es ella misma. He intentando construir una relación sana y plena, con ella . Ya tire la toalla, ahora voy a construir una relacion conmigo. Pues es soy quien va estar toda la vida.. eso es la pura verdad.

  7. Estoy a punto de cumplir 44 años y mi madre me ha dado una bofetada más…el problema es, que esta vez, yo sé la he devuelto y llevo todo el día llorando y sufriendo.
    Soy la unica mujer de 3 hermanos y he vivido el machismo en mis carnes desde que nací. Recibí tantas palizas por parte de mis padres y hermanos mayores…que llegué incluso a pensar en quitarme del medio. Mi madre me recriminaba todo, tan solo por ser mujer, tenía si o si que servir a mis hermanos…hoy en día, mis padres lo niegan todo pero siguen haciéndome la vida imposible y cuando les pide un porqué me hicieron tanto daño, su única respuesta es que yo era muy malcriada y rebelde…

    Son tantas las cosas que llevo dentro de mi, que sé que nunca podremos llevar una relación sana de padres a hijos.

    Aún así, hoy me siento destrozada por devolverle la cachetada que me dio en uno de sus arrebatos. Ayúdenme !

  8. Tengo 30 años y mi padre es una persona tóxica, quiere que todo lo que el dice se haga, soy soltera y última de mis hermanos y me hacen sentir que soy responsable de su futuro, pero no doy mas estar en mi casa es un infierno, trato de ignorarlo pero siempre está ahí con su negatividad….

  9. Yo estoy pasando por lo mismo. He decidido se parámetros físicamente de ellos pero es la tarea más difícil que he emprendido en mi vida. Me hacen sentir culpable por querer ser feliz, ni siquiera mis hermanos me entienden poniéndose en el lugar de ellos. Mi familia completa no me habla. Mi madre se víctima permanentemente y me acusa de influir en mis hijos en su contra. Me manipula con ellos. Me siento tentada permanentemente a volver a someterme a ellos pero me resisto y cada vez me cuesta más. Necesito ayuda y creo que encontrar gente que pase por algo similar me va a entender y acompañar en el proceso así como yo puedo ayudar a alguien mas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here