Test de sensibilidad

La sensibilidad es el nombre que ponemos a la cualidad de recibir y elaborar nuestras propias emociones interiores, considerando las emociones como una parte importante de nuestra vida.

Entre un 15 y un 20 % de las personas de ambos sexos tiene un tipo de personalidad que se ha dado en llamar la personalidad altamente sensible (PAS). Se trata de personas que tienen un sistema nervioso especialmente sensible, son mucho más conscientes de todas las sutilezas del ambiente a su alrededor y se sienten abrumadas con facilidad por un exceso de estimulación.

Al captar y procesar con más profundidad todas las sutilezas del ambiente, tienen una mayor propensión a sentirse abrumados por un alto nivel de estimulación, de manera que se estresan con facilidad y necesitan con frecuencia periodos de soledad para reponerse. Son también más propensos a sentir fatiga y ansiedad por este exceso de información.

  1. Mis emociones me afectan fácilmente.

  2. Intento comprenderme en muchas de mis actitudes y comportamientos.

  3. Me afecta el comportamiento de los demás.

  4. Suelo examinar mi vida y a mí mismo.

  5. Tengo la sensación de ser consciente de cosas muy sutiles en mi entorno.

  6. Experimento altos y bajos en mis emociones.

  7. Soy muy sensible al dolor.

  8. Experimento mis emociones con mucha intensidad.

  9. En los días ajetreados, suelo tener necesidad de retirarme, de echarme en la cama, buscar una habitación en penumbra o cualquier otro lugar donde pueda encontrar algo de tranquilidad.

  10. Soy particularmente sensible a los efectos de la cafeína.

  11. Me abruman fácilmente las cosas como las luces brillantes, los olores fuertes, los tejidos poco agradables o las sirenas de policía o ambulancias.

  12. Los cambios que me ocurren en la vida me conmocionan mucho.

  13. Suelo percibir y disfrutar de las buenas esencias, sabores, sonidos y obras de arte.

  14. Suelo evitar las películas o series violentas.

  15. Entiendo a la gente que se emociona.

  16. Siento las emociones de los demás como si fueran mías.

  17. Cuando era niño/a, mis padres o mis profesores me solían ver como una persona sensible o tímido/a.

  18. Los ruidos fuertes me hacen sentir incómodo/a.

  19. Soy muy concienzudo/a.

  20. Me asusto con facilidad.

  21. Me agobio cuando tengo muchas cosas que hacer en poco tiempo.

  22. Me esfuerzo mucho por no cometer errores u olvidarme de algo.

  23. Cuando tengo que competir o ser observado/a en la realización de una tarea, me pongo tan nervioso/a e inseguro/a que termino haciéndolo peor de habitual.