exposicion-espejo-mujer


Cada día más los trastornos de conducta alimentaria (también abreviados como TCA) son más frecuentes a edades más tempranas, esto de acuerdo a algunas investigaciones que se han realizado. Por esta razón vale la pena conocer sobre diferentes estrategias para su manejo terapéutico, una de las cuales es la terapia de exposición al espejo, una técnica muy utilizada en el área de la Psicología. Por lo cual a continuación les hablaré un poco sobre ¿qué es?, sus características clave y sus principales beneficios.

¿En qué consiste la Terapia de Exposición al Espejo?

Es una técnica psicológica que se trabaja especialmente en el enfoque cognitivo conductual, teniendo como eje principal la modificación mental y conductual de ciertos aspectos nocivos para la persona. Específicamente ayuda a trabajar con la imagen corporal negativa, lo cual se presenta especialmente en trastornos alimentarios (ej. Anorexia nerviosa, bulimia, vigorexia, atracones, entre otros.).



Al leer esto muchos se preguntarán: ¿porqué esta técnica trabaja la imagen corporal? ¿Qué está mal en la imagen corporal de las personas que requieren este tipo de terapia?, pues bien en este momento hay que aclarar algo fundamental que sucede en los trastornos alimentarios; muchas veces se tiene la creencia equivocada de que alguien con una anorexia lo único que hace es vomitar todo el tiempo (lo cual es totalmente falso), ya que va más allá de eso. Una persona con este tipo de trastornos comienza a percibir su cuerpo (es decir su imagen corporal) de una forma distorsionada, donde por ej: al verse en un espejo puede ver su reflejo gordo aunque sea una persona delgada.

Teniendo en cuenta lo mencionado previamente la terapia de exposición al espejo trabaja de forma conjunta con el manejo emocional y de pensamientos (negativos principalmente), logrando que se cumplan los objetivos terapéuticos de un profesional de psicología con su paciente.

¿Cuáles son sus características clave?

Inicialmente se debe tener en cuenta que la terapia de exposición al espejo como indica su nombre realiza un subtipo de terapia de exposición, donde en este caso se utiliza como recurso un espejo (grande preferiblemente) para indagar cuál es la percepción subjetiva que tiene el paciente (ya sea niño/a, adolescente o adulto) sobre su imagen corporal.

Además, permite establecer 3 interpretaciones, las cuales son: ¿cómo me veo?, ¿cómo quisiera verme? Y ¿cómo creo que me ven los demás?. Básicamente consiste en que el psicólogo le diga la siguiente instrucción al paciente: “vas a sentarte físicamente frente a un espejo, vas a mirarte a los ojos y vas a decirme que observas”, esta se realizará cuando desee utilizar el espejo como herramienta de evaluación.

Por otro lado, si deseamos utilizar el espejo para hacer intervención psicológica en la imagen corporal negativa, se darán las siguientes indicaciones al paciente: “vas a sentarte físicamente frente a un espejo, vas a mirarte a los ojos y repetir la siguiente frase: -me acepto y me apruebo como soy-, después harás una respiración profunda, observando cómo te sientes. Esto se repite varias veces”. Con lo cual se promueve cada vez más la autoestima positiva y fuerte. Si consideras que percibes tu imagen corporal de forma negativa y deseas conocer más sobre cómo hacer esta terapia te recomiendo que asistas a consulta con un psicólogo el cual te orientará de forma personalizada en el tema, de acuerdo a tus necesidades específicas.

Principales beneficios de la Terapia de Exposición al Espejo

Aparte de que sirve para los trastornos alimentarios algunas personas en condición de discapacidad (motora especialmente) han reportado que esta terapia les ha traído grandes beneficios, puesto que, al momento de percibir el miembro fantasma, es decir aquellas personas que han tenido que amputarles una parte de su cuerpo, pero su cerebro les hace creer que aún esta ahí y pueden moverlo.

Además de esto a nivel general en cualquier dificultad de autoestima o cuando esta sea baja o disminuida ha tenido un enorme impacto positivo, puesto que permite que se evalúen las interpretaciones erróneas de su aspecto corporal y a su vez se vayan modificando con la aplicación de esta terapia.

Finalmente permite que afloren a la superficie emociones, pensamientos, sensaciones y conductas asociadas. Con esto se facilita un trabajo terapéutico que abarque todos los canales del paciente.

En conclusión…

Debemos aprender a amarnos, lo cual se refleja desde la forma que te tratas a ti mismo (a), es decir; lo que piensas, expresas (emocionalmente), sientes (físicamente) y haces (tus conductas). Recordemos que….. ¡todos somos diferentes, así que aprende a amar las diferencias que te definen a ti!

Bibliografía





Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here