amnesia-hombre

La amnesia es una pérdida parcial o total de la memoria provocada por causas biológicas o funcionales. Las causas biológicas pueden implicar daños en el cerebro relacionados con traumas, enfermedades o uso de drogas, mientras que las causas funcionales pueden ser provocadas por mecanismos psicológicos de defensa.

Cuando una persona padece amnesia, puede tener dificultad para recordar lugares o etapas pasadas, así como detalles específicos. Otras personas, sin embargo, no pueden recordar nueva información, aunque mantienen sus recuerdos pasados intactos.

Existen muchos tipos de amnesia dependiendo de las causas y de la naturaleza de la progresión de la enfermedad. Los principales tipos de amnesia son la amnesia anterógrada y la amnesia retrograda, no siendo excluyentes entre ellas. También se registran otros tipos de amnesia debido a su especificad y naturaleza.

Contenido

Amnesia anterógrada

Se habla de amnesia anterógrada cuando el paciente no es capaz de recordar nueva información. Los eventos recientes y la información que debe ser almacenada en la memoria a corto plazo para ser convertida en memoria a largo plazo desaparecen. Sin embargo, los eventos pasados previos a la situación que desencadenó la amnesia pueden recordarse. Normalmente, esto es resultado de un trauma cerebral que envuelve al hipocampo, el fórnix o los cuerpos mamilares, estructuras fundamentales para nuestra memoria.

Amnesia retrógrada

En este tipo de amnesia, al contrario que en la anterior, existe una incapacidad para recordar eventos que ocurrieron antes de que esta condición nos afectara, aunque si pueden ser recordados los eventos que han ocurrido después. Especialmente, son los eventos que han ocurrido justo antes de que la amnesia llegara los que menos se recuerdan, mientras que los recuerdos más antiguos suelen mantenerse. Esto puede darse tanto por traumas como por enfermedades que afectan a estructuras relacionadas con la memoria a largo plazo como el hipocampo y los lóbulos temporales. Tanto la amnesia anterógrada como la retrógrada pueden ser padecidas a la vez.

Amnesia global transitoria

Se trata de una pérdida temporal total de la memoria a corto plazo y según la gravedad, también de la memoria a largo plazo. La persona deja de recordar sucesos recientes o información verbal, sin poder crear nuevos recuerdos ni evocar nada de lo ocurrido más allá de los últimos minutos. Sin embargo, se mantienen conservadas la identidad, la función del lenguaje y las habilidades perceptivas, visuales, espaciales y sociales. Esto llega a resultar muy confuso y suele acompañarse de un estado de ansiedad, pero no suele durar más de un día. No es una condición muy frecuente y suele darse en personas de entre 56 a 75 años, por causas múltiples como problemas cardiovasculares, migrañas o alguna clase de suceso epiléptico.

Psicosis de Wernicke-Korsakoff

la Psicosis de Wernicke-Korsakoff es una pérdida de memoria progresiva debida al uso prolongado de alcohol. Generalmente, se acompaña de otras disfunciones neurológicas como la pérdida de coordinación motora o la pérdida de sensibilidad en pies y dedos. También puede ser causada por la malnutrición, específicamente por la perdida de vitamina B1.

Amnesia disociativa

Es un tipo de amnesia en la que el paciente es incapaz de recordar información personal percibida como negativa o estresante. Las causas de este tipo de amnesia son psicológicas, no son debidas a enfermedades o traumas cerebrales. Normalmente los pacientes no experimentan una crisis de identidad, pero viven un estado de trance en el que pueden desarrollar una despersonalización como esfuerzo para bloquear una experiencia estresante.

Puede tratarse de memoria reprimida, cuando no existe habilidad para acceder una información sobre un evento traumático, aunque la información este almacenada en la memoria a largo plazo.

Se habla de fuga disociativa o estado de fuga, cuando la persona sufre una pérdida de memoria, incluyendo su identidad, llegando a viajar lejos de su ambiente familiar e incluso llegando a formar una nueva identidad. Son resultado de vivir situaciones traumáticas o altamente estresantes. Es una situación muy infrecuente.

Amnesia Infantil

Es la inhabilidad para recordar eventos de la infancia debido a la inmadurez de ciertas áreas del cerebro en sus primeros estadios. Esta amnesia suele cubrir aquellos eventos ocurridos desde el nacimiento de la persona hasta sus primeros cuatro años de vida.

Si usted o algún conocido experimenta algunos de los síntomas de pérdida de memoria, no dude en consultar a un profesional.

Qué es la amnesia y tipos de amnesia
4.8 (95%) 4 votos