El Psicoanálisis y la corriente psicoanalítica

El psicoanálisis se define como un conjunto de teorías psicológicas y técnicas terapéuticas que tienen su origen en el trabajo y las teorías de Sigmund Freud. La idea central en el centro del psicoanálisis es la creencia de que todas las personas poseen pensamientos, sentimientos, deseos y recuerdos inconscientes. Por lo que el contenido del inconsciente a la conciencia, las personas son capaces de experimentar la catarsis y profundizar en su estado de ánimo actual.

Principios básicos del psicoanálisis

El psicoanálisis se sustenta bajo varios principios, que son los siguientes:

  • El desarrollo de la personalidad está marcada principalmente por los acontecimientos de nuestra primera infancia. Según Freud, las bases de nuestra personalidad queda fijada a la edad de cinco años.
  • La forma en que nos comportamos se encuentra influenciada en gran parte por nuestros impulsos inconscientes.
  • Cuando la información del inconsciente pasa a nuestro consciente, puede conducirnos a una catarsis y permitirnos lidiar con el problema.
  • Utilizamos una serie de mecanismos de defensa para protegernos de la información contenida en nuestro subconsciente.
  • Los problemas emocionales y psicológicos como la depresión y la ansiedad, suelen tener sus raíces en los conflictos entre la mente consciente e inconsciente.
  • Un analista experto puede ayudar a traer ciertos aspectos del subconsciente a la conciencia mediante el uso de una variedad de estrategias psicoanalíticas tales como análisis de los sueños y la libre asociación.

Breve historia del psicoanálisis

Como todos sabemos, Sigmund Freud fue el fundador del psicoanálisis y el enfoque psicodinámico de la psicología.

Esta escuela de pensamiento hizo hincapié en la influencia de la mente inconsciente en el comportamiento. Freud creía que la mente humana se compone de tres elementos: el ello, el yo y el superyó.

Teorías de Freud etapas psicosexuales, el inconsciente y simbolismo de los sueños siguen siendo un tema popular entre los psicólogos y laicos, a pesar de que su obra es vista con escepticismo por muchos hoy en día.

Muchas de las observaciones y las teorías de Freud se basaban en casos clínicos y estudios de casos, por lo que sus resultados difíciles de generalizar a una población mayor. En cualquier caso, las teorías de Freud cambiaron la forma en que pensamos sobre el funcionamiento de la mente y el comportamiento humano, y dejaron una huella duradera en la psicología y la cultura.

Otro teórico asociado con el psicoanálisis es Erik Erikson. Erikson amplió las teorías de Freud e hizo hincapié en la importancia del crecimiento personal durante toda la vida. Formuló la teoría del desarrollo humano, las etapas psicosociales y la influencia de la cultura y la sociedad en la evolución de la personalidad.

El psicoanálisis ayuda a la gente a entenderse a sí mismos mediante la exploración de los impulsos que a menudo no reconocen porque están ocultos en el inconsciente. Hoy en día, el psicoanálisis abarca no sólo la terapia psicoanalítica, sino también el psicoanálisis aplicado (que aplica los principios psicoanalíticos de escenarios y situaciones del mundo real), así como neuropsicoanálisis (que aplica la neurociencia a temas psicoanalíticos tales como los sueños y la represión).

Los enfoques tradicionales de Freud ya se han superado ampliamente, y los enfoques más modernos de la terapia psicoanalítica hacen hincapié en una visión sin prejuicios y más empática. De este modo, los clientes pueden sentirse seguros a medida que exploran sus sentimientos, deseos, recuerdos y los factores de estrés que pueden conducir a problemas psicológicos. La investigación también ha demostrado que el autoexamen utilizado en el proceso psicoanalítico puede ayudar a contribuir al crecimiento emocional a largo plazo.

Psicoanálisis Sigmund Freud

Fechas clave del Psicoanálisis

  • 1856 – Nace Sigmund Freud
  • 1886 – Freud empieza a ejercer como terapeuta
  • 1892 – Josef Breuer describe el caso de Anna O. Freud
  • 1895 – Nace Anna Freud
  • 1900 – Sigmund Freud publica su libro “La interpretación de los sueños”
  • 1896 – Sigmund Freud acuña el término psicoanálisis
  • 1907 – Se forma la Sociedad Psicoanalítica de Viena
  • 1908 – Se realiza el primer encuentro internacional entre psicoanalistas
  • 1909 – Freud realiza su primer y único viaje a los Estados Unidos
  • 1913 – Jung se separa de Freud y el psicoanálisis
  • 1936 – La Sociedad Psicoanalítica de Viena cambia de nombre y se convierte en la Asociación Psicoanalítica Internacional
  • 1939 – Sigmund Freud muere en Londres tras una larga enfermedad de cáncer de boca

Principales figuras del psicoanálisis

Estudio de un caso

Un estudio de un caso se define como un estudio en profundidad de una persona. Algunos de los estudios de casos más famosos de Freud incluyen a Dora, el pequeño Hans, y Anna O, los cuales tuvieron una poderosa influencia en el desarrollo de su teoría psicoanalítica.

En el estudio de un caso, el investigador trata de mirar en profundidad todos los aspectos de la vida de un individuo. Al estudiar cuidadosamente a la persona tan de cerca, se espera que el investigador pueda obtener una perspectiva clara de cómo la historia de esa persona contribuye a su comportamiento actual. Gracias a estos conocimientos adquiridos, se supone que lo aprendido podría llegar a aplicarse a otros casos, sin embargo, a menudo es difícil generalizar los resultados, ya que los estudios de casos tienden a ser tan subjetivos.

La mente consciente e inconsciente

En la mente inconsciente se incluyen todas las cosas que están fuera de nuestro conocimiento consciente. Estos podrían ser recuerdos de la infancia temprana, secretos y deseos ocultos. Según Freud, el inconsciente contiene cosas que pueden ser desagradables o incluso socialmente inaceptable. Debido a que estas cosas podrían generar dolor o conflicto, están enterrados en el inconsciente.

Aunque estos pensamientos, recuerdos e impulsos se encuentren fuera de nuestra conciencia, siguen influyendo en la forma en que pensamos, actuamos y nos comportamos. En algunos casos, las cosas que están fuera de nuestra conciencia pueden influir en el comportamiento de manera negativa y conducirnos a trastornos psicológicos.

En la mente consciente se encuentra todo lo que está dentro de nuestra conciencia. El contenido de la mente consciente son las cosas que somos conscientes o fácilmente puede traer a la memoria.

La Ello, el Yo y el Superyó

Siguiendo con la Teoría de la Personalidad según Sigmund Freud, nos encontramos con las tres estructuras básicas de la personalidad:

Ello: Freud creía que la personalidad se compone de tres elementos clave. El primero de ellos lo denomina Ello. Aquí se encuentran todos los impulsos inconscientes, básicos y primarios.

Yo: El segundo aspecto de la personalidad es el Yo, también conocido como Ego. Esta es la parte de la personalidad que debe hacer frente a las exigencias de la realidad. Ayuda a controlar los impulsos del Ello y nos hace comportarnos de manera realista y aceptable en la sociedad. En lugar realizar comportamientos simplemente dirigidos a satisfacer nuestros deseos y necesidades, el Ego nos obliga a satisfacer dichas necesidades de una forma socialmente aceptable. Además de controlar las demandas del Ello, el Yo también ayuda a lograr un equilibrio entre nuestros impulsos básicos, nuestros ideales y la realidad.

Superyo: El superyó o Súperego es el último aspecto de la personalidad y contiene nuestros ideales y valores. Los valores y creencias que nuestros padres y la sociedad infundan en nosotros, son la fuerza motriz del superyó, y se esfuerza por hacer que nos comportamos de acuerdo con esta moral.

Mecanismos de defensa del Yo

Un mecanismo de defensa es una estrategia que el ego usa para protegerse de la ansiedad. Estas herramientas defensivas actúan como una salvaguarda para mantener los aspectos desagradables o estresantes del inconsciente lejos de la conciencia. Cuando algo nos parece demasiado abrumador o incluso contraproducente, los mecanismos de defensa nos ayudan a mantener la información fuera de la conciencia con el fin de minimizar la angustia.

Puntos débiles del Psicoanálisis

Muchos de los conceptos propuestos por los teóricos del psicoanálisis son difíciles de medir y cuantificar.

La mayor parte de las ideas de Freud se basaron en estudios de casos y observaciones clínicas en lugar de la investigación empírica, científica.

Las teorías de Freud exageran la influencia de las experiencias de la niñez, el sexo y la mente inconsciente.

Los puntos fuertes de Psicoanálisis

Aunque la mayoría de las teorías psicodinámicas no se basan en la investigación experimental, los métodos y las teorías del pensamiento psicoanalítico contribuyeron al desarrollo de la psicología experimental.

Muchas de las teorías de la personalidad desarrollados por pensadores psicodinámicos son todavía influyentes hoy en día, incluyendo la teoría de Erikson de las etapas psicosociales y la teoría de las etapas psicosexuales de Freud.

El psicoanálisis abrió una nueva visión de la enfermedad mental, que sugería que el hecho de hablar de los problemas personales con un profesional, podría ayudar a aliviar los síntomas de los trastornos psicológicos.

Libros escritos por Sigmund Freud que puedes leer gratis on-line en nuestra web:

¿Qué es el Psicoanálisis? El enfoque psicoanalítico de la Psicología
4.6 (92.73%) 11 votos.

11 Comentarios

  1. Hola, me intereso la información que manejan, solo tengo dos dudas… ¿cuál es el verdadero año de publicación? y ¿cuál es el lugar de publicación?
    ¡Gracias!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.