atencion-afecto

¿Cuáles son los gestos y las conductas que más atraen?

La atracción interpersonal comprende una serie de evaluaciones a través de varias dimensiones que van del agrado al desagrado; en ella, actúan factores que tienen influencia positiva en tus relaciones sociales, el ser atractivo va más allá de la apariencia, incluye una serie de conductas prosociales, las cuales pueden ayudarte a que se abran muchas puertas a tu paso, que tengas más oportunidades para tu desarrollo en varios ámbitos de tu vida, pues: “cuando una persona se percibe como atractiva, los demás están más dispuestos a interactuar con ella”.

El modelo de atracción centrado en el afecto propone que debido al vínculo que tenemos con una persona, existe una inclinación a sentir preferencia hacia ella, afirma que las evaluaciones interpersonales están basadas en emociones positivas o negativas, incluyendo las emociones asociadas a procesos cognitivos. Este paradigma tiene su base en respuestas emotivas y se puede observar por manifestaciones conductuales o actitudinales; cabe mencionar que algunas de las características más importantes del afecto son: intensidad y dirección.

¿Qué es lo que hace que ciertas personas se sientan atraídas hacia otras? La reciprocidad, la proximidad y la semejanza son factores conocidos de la atracción interpersonal ampliamente estudiados. Cuando compartes con alguien intereses, gustos, creencias, valores, principios, ideologías y actividades en común, existen posibilidades de fortalecer el vínculo y es factible experimentar afecto.

Puede interesarte: Factores de atracción interpersonal

¿Para qué me sirve ser percibido como más atractivo para los demás?

Puede serte de gran ayuda desde situaciones muy simples como ser elegido para hacer equipo y realizar un proyecto semestral en la escuela con las personas adecuadas para ello, te puede ayudar a conseguir esa promoción en el trabajo que tanto anhelas, quizás para atraer a esa persona especial para ti o simplemente para mejorar tus habilidades sociales, lo cual ya supone un beneficio al vivir dentro la sociedad. Conocer los factores de atracción centrados en el modelo del afecto pueden ser de utilidad para enriquecer tus relaciones, en los diferentes ambientes en que te desenvuelves pues:

La suma de tus capacidades y talentos personales para desempeñar tu labor aunado a las habilidades sociales pueden multiplicar tu potencial”.

La atracción no sólo depende de factores físicos, los seres humanos tomamos en cuenta otros aspectos. Cuando te sientes a gusto con una persona, muchas veces es por su calidez y la contención que te brinda, esto también resulta encantador, aunque no sea precisamente “un Adonis o una Venus encarnada”, puede que empiece a serlo para ti por otro tipo de cualidades y que se desarrolle incluso el amor de apego.

¿Cómo puedes usar a tu favor el modelo de atracción centrado en el afecto?

A continuación, veremos otros factores de atracción interpersonal enfocados en este paradigma, lo que comprende ciertas actitudes, conductas y atributos. Puedes emplear estos consejos para incrementar tu “magnetismo” con los demás.

Puede interesarte: Relaciones amorosas a largo plazo y la Hipótesis de la Fruta Prohibida.

Factores de atracción interpersonal centrados en el modelo del afecto

Los factores conductuales de atracción interpersonal centrados en el afecto son acciones y gestos de empatía para con las personas que te relacionas cotidianamente, incluyen la: honestidad, comprensión, lealtad, inteligencia, adaptabilidad, las actitudes positivas y la fiabilidad, principalmente.

Al trabajar en mejorar tus habilidades sociales y en la gestión adecuada de tus emociones, puedes incrementar tu atracción personal, así como la calidad y permanencia de tus interacciones con los demás.

hombre-habla-mujer-pregunta

5 pasos para construir una buena primera impresión

Edward Thorndike, estudió el efecto halo, él observó que los sujetos de estudio tenían la tendencia a generalizar a partir de ciertas particularidades, mismas que pueden ayudarte a determinar qué tan atractivo resultarás para alguien a partir de una primera impresión, pues generalmente, posterior a eso, entra en acción un sesgo cognitivo.

Puedes mejorar tu “efecto de la primera impresión”, ocupándote de algunas características fácilmente observables y al cuidar algunos aspectos muy sencillos que tienen que ver con tu apariencia y la imagen que proyectas:

  1. Una persona limpia y de apariencia cuidada (sin caer en el exceso) tiende a generar más confianza.
  2. Es conveniente adoptar una postura corporal relajada. La tensión en el cuerpo es parte de lo que proyectas a los demás y una manera de comunicación no verbal, muy tomada en cuenta por otros, ya sea de manera consciente o no.
  3. Trata de mantener contacto visual de manera suave, sin que parezca una mirada inquisidora, ya que puedes producir el efecto contrario: en vez de atraer, puedes hacer que la otra persona se sienta incómoda.
  4. La proximidad es un factor de atracción interpersonal muy importante; así mismo, la distancia física es algo que se tiene que tomar en cuenta, pues dependiendo de la cultura y las tradiciones, existe cierta distancia que es conveniente guardar o no entre las personas; el contacto físico, así como la distancia adecuada influyen en la percepción de los demás hacia ti, tratar de ser respetuoso con los demás es una buena clave para aproximarte a alguien.
  5. Una auténtica sonrisa es un gesto de calidez que puede transmitir tranquilidad e incluso aliento en tiempos difíciles, tendemos a sentir más confianza hacia las personas que sonríen; así mismo la persona que sonríe tiene más probabilidades de ser percibida como agradable y de que su sonrisa sea correspondida, gracias a las neuronas espejo. Al sonreír proyectas cierto grado de bienestar y de confiabilidad.

9 “Gestos” que atraen

En la actualidad, existe gran cantidad de posibilidades para conocer a mucha gente, pero ¿cómo destacar para atraer a la persona que quieres? ¿Cuáles son algunos factores que pueden influir de manera que resultes más atractivo para los demás? Aquí te dejo ocho propuestas basadas en el modelo de atracción interpersonal centrado en el afecto que han sido ampliamente estudiadas y con las cuales puedes incrementar tus encantos personales:

  1. Mostrar respeto hacia las actitudes, los sentimientos, la situación particular y sociocultural de cada persona.
  2. El estado de ánimo puede influir en la valoración cognitiva que hacemos de los demás. Procura ser más constructivo y propositivo, menos negativo y destructivo.
  3. Sé innovador y prepárate constantemente, la vida es un continuo cambio, lo que aprendas, puede ser de gran ayuda para ti y para los demás. El mantenerte actualizado es una buena herramienta: el establecimiento de metas y objetivos personales puede ayudarte con esto.
  4. Desarrolla tu propio poder como persona y confía en él. Una vez se le preguntó a Carl Rogers qué clima psicológico favorecía la liberación de la capacidad del individuo para comprender y gobernar su propia vida, él afirmó que existen tres condiciones: genuinidad, autenticidad y congruencia. Mientras más satisfecho te encuentres contigo mismo, será más fácil que proyectes tus cualidades.
  5. Pedir ayuda cuando lo necesitas, más que incompetencia, refleja madurez y humildad.
  6. Los vínculos con los demás se fortalecen también gracias al compañerismo y la amistad. Trata de promover estos aspectos con tus acciones.
  7. Ser considerado y amable con los demás, resulta atractivo para muchos, en vez de predominantemente agresivo e intransigente. Tratar de tener gestos empáticos con los demás, puede producir reciprocidad. Carl Rogers afirmaba que:

El estado de empatía o de comprensión empática consiste en percibir correctamente el marco de referencia interna de otro con los significados y componentes emocionales que contiene, pero sin perder nunca esa condición de: como si”.

mujer-regala-corazon

Los gestos empáticos, pueden resultar atractivos, cuando alguien tuvo una pérdida de un ser querido, por ejemplo, muchas veces sobran las palabras trilladas; sin embargo un abrazo auténtico, puede resultar reconfortante y algo sanador, a la vez que fortaleces el vínculo con la persona, al mostrar empatía.

  1. Lejos, pero cerca. El tratar de mantenerte “próximo” a las personas que deseas atraer, aunque te encuentres a “mares de distancia de alguien”, puede ser de gran ayuda para fortalecer tus vínculos afectivos. Cuando demuestras tu interés hacia ella o él, permaneciendo “cercano”, especialmente cuando experimenten circunstancias difíciles, cuando tienen un logro importante o una fecha especial, por ejemplo. El mostrar tu afecto validando de manera positiva, puede generar una sensación de proximidad.

En la actualidad las redes sociales pueden ayudarte a mantener cerca a las personas que son importantes para ti y fortalecer el afecto mediante una serie de conductas prosociales, las cuales se refuerzan unas a otras, como es el caso del agradecimiento y los buenos deseos, cuando expresas esto de manera auténtica, generas mayor bienestar en ti y en los demás.

  1. Sonríe, porque “una sonrisa cálida es el lenguaje universal de la amabilidad”, según William Arthur Ward.

La sonrisa: potencial fuente de bienestar

¿Por qué es tan importante sonreír?

Una sonrisa sincera puede ser una luz para otros en medio de la oscuridad, también pudiera ser reconfortante para alguien que lleva consigo un gran sufrimiento emocional. Sin embargo, la sonrisa más atractiva es la que nuestro cerebro produce de manera espontánea, por lo que puedes empezar a tratar de buscar razones para sonreír de manera auténtica.

Te puede interesar: Psicología de la Gratitud

A veces, tu alegría es la fuente de tu sonrisa, pero a veces tu sonrisa puede ser la fuente de tu alegría.” Thích Nhat Hanh.

Si bien es cierto, que hay períodos de adversidad o de estrés, en donde es natural no sentir deseos de sonreír, cuando necesites lucir una sonrisa auténtica, puedes recordar un momento grato que tengas guardado en el baúl de tus recuerdos; en caso de que tus niveles de ansiedad o estrés te dificulten sonreír, recuerda respirar larga y profundamente, con cada exhalación trata de relajar los músculos, especialmente los de la cara, así evitarás parecer un robot con sonrisa falsa y mecánica.

Tu capacidad de sonreír puede marcar una gran diferencia para que seas electo entre otras personas, pues con ello, denotas ciertas habilidades sociales y generas empatía, la sonrisa debe ser enmarcada en un contexto adecuado, para no ser tomada como burla o agresión, claro está.

La mayoría de las personas prefieren trabajar junto a alguien que sonríe, que aun ante los desafíos y el estrés que la carga laboral supone en algunas ocasiones, no pierden esa capacidad de ser agradables.

Conclusión

Los intercambios en las relaciones son constantes, las personas pueden dar beneficios según la equidad cuando esperan algo a cambio de lo que están dando, la retribución no tiene que ser material, puede ser afectiva, como: agradecimiento, respeto y afecto. Sin embargo, Buda sabiamente decía que: “El que espera, sufre”, es mejor no esperar reciprocidad en estos aspectos; el fortalecer los factores de atracción interpersonal centrados en el modelo del afecto, traerá múltiples beneficios a tu vida de cualquier manera, pues te harán mejorar algunas de tus competencias, ser percibido como más atractivo para los demás y gozar de relaciones más sanas.

Links

https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/B0080430767017873
https://www.sciencedirect.com/topics/neuroscience/interpersonal-attraction

Referencias

Rogers, Carl (1997). El poder de la persona. México: Manual moderno.
Rogers, Carl (1985). Terapia, personalidad y relaciones interpersonales. Argentina: Ediciones Nueva Visión.
Gavira, S., E., Cuadrado G., I y López S., M. (2009). Introducción a la Psicología Social. España: Editorial Saenz y Torres, S.L.

Modelo de la atracción centrado en el afecto
4.9 (97.14%) 7 votos