Método KiVa contra el bullying

El origen del método KiVa

El método KiVa (de las palabras finlandesas “kiusaamista vastaan”, que significa “en contra de la intimidación”), es un innovador programa de anti-intimidación o antibullying para las escuelas que ha sido desarrollado y utilizando por primera vez en Finlandia, pero que se está trasladando a otros países por su reconocimiento y eficacia.

Ya hay más de 1.500 escuelas en Finlandia que están utilizando el programa contra la intimidación KiVa de forma sistemática. Además, otros países de todo el mundo implantarlo también, entre ellos Bélgica, Italia, Grecia y Luxemburgo.

La eficacia del programa se basa en el hecho de que cada uno es responsable del bienestar del grupo. Se centra en un cambio de actitudes por parte de los alumnos que nos son ni víctimas ni bullies, que les dan su apoyo a la víctima, en vez de seguir fomentando el acoso. Por lo tanto, los recursos se centran en la promoción de la participación de todos, y no sólo en ayudar a las víctimas o educar a los agresores.

En los Países Bajos, el número de agresores y víctimas de la intimidación ha caído hasta un 20% más en las escuelas que han introducido el programa de lucha contra la intimidación, que en las escuelas de control.

Además, el programa KiVa ha dado lugar también a cambios notables en las acciones de los maestros. Los estudios sugieren que los profesores tratan ahora los informes sobre intimidación con más seriedad y están mejor equipados para intervenir.

Objetivos del programa KiVa

Su objetivo principal del programa es reducir el acoso escolar y la victimización. Para lograrlo el método se fundamenta en cuatro pilares clave:

  1. Aumentar la concienciación sobre el papel que juega el grupo en el mantenimiento de la intimidación
  2. Aumentar la empatía hacia las víctimas
  3. Promover estrategias de apoyo hacia la víctima y fomentar la auto-eficacia de los niños para usar esas estrategias
  4. Aumentar las habilidades de los niños para hacer frente cuando son víctimas

Bases teóricas del programa

Los desarrolladores de KiVa utilizaron la teoría social-cognitiva como marco de referencia para la comprensión de la conducta social en las escuelas. También se basó en una investigación que sugiere que el comportamiento de intimidación se debe a la búsqueda de un alto estatus dentro de un grupo de pares, y que el mantenimiento de la intimidación depende de la conducta del grupo.

Por ello, el método KiVa predice que los cambios en los comportamientos del grupo pueden reducir la intimidación mediante la reducción de los beneficios de la intimidación.

Cómo funciona el método KiVa

El programa se fundamenta en que los alumnos ni apoyen ni silencien el acoso ni apoyen al acosador, sino que por el contrario, muestren su apoyo a la víctima y comuniquen la situación de acoso a los profesores.

Lo que se busca con el programa es romper el silencio de los compañeros de clase que no son acosadores pero que encubren los hechos, ya sea por miedo, por no saber qué hacer, por no ser conscientes del daño que el acoso provoca o por la concepción errónea de que el alumno que acosa es “guay”.

Un silencio que aísla y deja sola a la víctima, cuando debería ser todo lo contrario. De hecho, tal y como señalan los expertos, el acoso se puede definir como un fenómeno de grupo. De ahí la importancia, y donde radica el éxito de este método, en actuar con los testigos, para evitar con su actitud reforzar al acosador. El método Kiva aporta a los estudiantes herramientas para saber detectar el bullyng y, sobre todo, saber cómo actuar.

Algunas intervenciones tienen por objeto aumentar la participación positiva en la situación de acoso de los espectadores o testigos. En la práctica esto resulta muy eficaz para reducir la intimidación, el acoso, la victimización, y aumenta la probabilidad de que una persona presente intervenga para detener el acoso. Lo que se busca es aumentar la empatía del observador hacia las víctimas de la intimidación. Además, de este modo se fomenta un sentido compartido de responsabilidad que ayuda a cambiar las normas del grupo y a no aceptar el acoso escolar.

Información para la aplicación del programa KiVa

Para la adecuada instauración del método KiVa en una escuela, se han desarrollado manuales completos y detallados, que consiste en un manual de aplicación general y tres específicos con lecciones y trabajos según las diferentes etapas escolares y edades de los estudiantes.

En concreto, el programa Kiva incluye una veintena de clases en tres etapas de la vida escolar, a los 7, a los 10 y a los 13 años para reconocer las distintas formas de acoso y donde realizan ejercicios para mejorar la convivencia.

No te olvides suscribirte a nuestro canal YouTube de Psicología y Educación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here