¿Qué es la memoria Eidética o memoria fotográfica?

La recientemente famosa memoria eidética gracias a Sheldon Cooper de la serie Big Bang Theory, es el nombre científico de la llamada memoria fotográfica. Las personas que nacen con esta cualidad tienen la capacidad de recordar cualquier aspecto de lo que hayan visto, leído o escuchado.

Se dice que el nivel de detalle de recuerdo puede llegar a ser prodigioso, pudiendo recordar cada palabra o símbolo ortográfico de libros de hasta 500 páginas, o los hechos de una determinada fecha de hace meses o incluso años.

A día de hoy no se ha podido dar una explicación científica acerca de este fenómeno, incluso existe un gran debate que se ha desatado en las últimas décadas en relación sobre si la memoria eidética existe realmente.

En los últimos tiempos el consenso general afirma ser que los recuerdos fotográficos pueden ser un mito y, aunque existen varias técnicas que ayudan al desarrollo del potencial memorístico, lo más probable sería que todas estas técnicas sean capaces de mejorar la memoria funcional básica.

Las pruebas destinadas a demostrar la existencia de la memoria fotográfica no obtuvieron, por desgracia, el éxito esperado. Estas pruebas, que se pueden definir como “ejercicios de memoria fotográfica”, hacen uso de la imaginería eidética, se presenta a los participantes imágenes muy detalladas y se les pide que las estudien durante al menos 40 segundos. Posteriormente se retira la imagen y deben describirla lo más preciso posible.  Pero los resultados muestran que, aunque la persona cree que tiene un recuerdo perfecto, en realidad no es así, siempre se comenten errores, y más de los que parece.

Cómo desarrollar una memoria fotográfica – si es que existe – es otra gran área de debate, y mientras que la memoria puede ser mejorada mediante el uso de técnicas como la mnemotecnia, no se ha encontrado ninguna respuesta todavía a la cuestión de cómo obtener una memoria fotográfica.

Descansar lo suficiente, hacer ejercicio de forma habitual y la estimulación mental regular, son las cosas que facilitan el desarrollo de una buena memoria, pero si también son útiles en el desarrollo de la memoria fotográfica es otra cosa totalmente.

Los niños poseen mejor memoria fotográfica

Se ha podido observar que la memoria fotográfica pura en los niños para ser mucho más desarrollada que en los adultos, al parecer los niños son capaces de retener una imagen de forma eidética mucho más precisa que los adultos.

El estudio de cómo un niño forma su memoria fotográfica sin embargo, no es una buena manera de determinar cómo conseguir mejores capacidades de memoria fotográficas en el adulto, ya que se ha demostrado que el cerebro de un niño hace un cambio a los cuatro años aproximadamente, antes de dicha edad las conexiones entre el lado derecho del cerebro o pensamiento intuitivo y el lado izquierdo del cerebro o pensamiento racional no son iguales que pasado dicho tiempo. El cerebro de un niño de corta edad está conectado de manera diferente que el cerebro de un adulto, y parece que las técnicas de memoria fotográfica de un niño desaparecen junto con sus capacidades de pensamiento intuitivos.

Aunque algunas personas han sido bendecidas con una memoria superior y son más competentes que otras, no parece haber ninguna manera real de obtener una memoria fotográfica. Cómo tener la capacidad de memoria fotográfica será, sin duda, un campo de estudio de numerosos científicos durante los próximos años y se traducirá en el desarrollo de más y más pruebas.

Las personas que se ha dicho que tienen una memoria eidética poseen un lugar casi místico en nuestra sociedad (Mozart, el ingeniero Nikola Tesla o Kim Peek, el verdadero “Rain Man”) y cómo lograr una memoria fotográfica, por tanto, es algo que nos perseguirá a todos los demás.

No te olvides suscribirte a nuestro canal YouTube de Psicología y Educación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here