Videojuegos y estrés

Videojuegos y estrés

Se ha escrito mucho sobre los videojuegos, y la mayoría es bastante negativo. Nos preocupa que los videojuegos provoquen que nuestros hijos se vuelvan menos sociales y más violentos, y por lo general, a todos más estresados. Pero se han realizado importantes investigaciones sobre el tema y, afortunadamente, nos han podido dar algunas buenas noticias: los videojuegos en realidad pueden ayudarnos reducir nuestros niveles de estrés.

La mayoría de las personas que juegan habitualmente con videojuegos, incluso aquellas que lo hacen con los que son de contenido violento, informan que les ayuda a aliviar el estrés y  a la vez disfrutan de jugar con los amigos.

Sin embargo, gran parte de la investigación llevada a cabo hasta ahora sobre los videojuegos viene con la presunción de que los juegos son estresantes o incluso psicológicamente dañinos. Pero esto no es del todo cierto, y ya hay algunas pruebas que apoyan esta hipótesis.

¿Los videojuegos generan estrés?

Algunos estudios muestran que una situación estresante en el juego lleva a los jugadores a experimentar una reacción de estrés como en la vida real. También hay estudios que han encontrado que cuando la gente juega con juegos violentos, son más propensos a actuar agresivamente en otros escenarios de la vida real. Por ejemplo, en un estudio de laboratorio, se observó que los participantes que jugaban con videojuegos violentos durante 20 minutos o más, eran más propensos a gritar a otras personas cuando se les daba la oportunidad, lo que se considera una indicación de agresividad.

En otro estudio encontró que los chicos adolescentes que jugaban a videojuegos violentos experimentaban aumentos en los sentimientos de agresión, aunque estos aumentos fueron mínimos y apenas detectables, y las niñas adolescentes por su parte experimentaron un ligero incremento del estrés.

¿Cómo los videojuegos nos ayudan a aliviar el estrés?: estudios realizados

La gran mayoría de las investigaciones que se han realizado sobre la relación entre la violencia en los videojuegos y la agresión en realidad, no muestran una correspondencia clara entre la exposición a la violencia en el juego y la agresión en el mundo real.

Del mismo modo, si bien pueden aparecer algunas respuestas de estrés provocados por juegos, las evaluaciones globales proporcionados por los jugadores no lograron mostrar un vínculo entre los problemas con la vida social, el comportamiento académico, comportamiento en el trabajo y las reacciones físicas (estrés), lo que demuestra que, si hay un efecto negativo, los propios jugadores no son conscientes de ello y sus efectos en sus vidas.

En un estudio se examinó a los jugadores mientras jugaban a videojuegos ya fuera de forma competitiva o cooperativa. En los resultados se observó una leve diferencia en los niveles de estrés después de jugar, por ejemplo los que jugaron de manera cooperativa experimentaron una disminución en sus niveles de estrés, pero incluso los que jugaron de forma competitiva no incrementaron demasiado su estrés y la diferencia de nivel entre ambos grupos era poca. Además, ambos grupos conservaron sentimientos positivos hacia los otros jugadores, aunque hubieran jugado de forma competitiva. Esta es otra manera en la que los videojuegos pueden proporcionar experiencias sociales positivas y una disminución en el estrés.

En otro estudio se realizó una encuesta a 1614 jugadores para examinar el uso que hacían de los juegos de ordenador como una herramienta para la recuperación de la tensión.

Los resultados mostraron que, en efecto, los juegos se utilizan como una herramienta para hacer frente después de la exposición a situaciones de estrés y tensión, y que esta “experiencia de recuperación” es una faceta importante de la experiencia de juego. Los investigadores también examinaron la relación entre la fatiga relacionada con el trabajo o los problemas cotidianos, y el uso de videojuegos para fines de recuperación, y encontraron que las personas que asociaban más intensamente el juego con la recuperación del estrés, más a menudo lo utilizaban después de situaciones estresantes y agotadoras.

¿Qué mecanismos actúan para a aliviar el estrés?

Los videojuegos nos pueden dar una salida divertida para el desarrollo de nuestra conciencia emocional y habilidades de afrontamiento. Un estudio del Instituto de Ciencias del Comportamiento en los Países Bajos analizó a jugadores que dominaban el Starcraft 2 para determinar si los mecanismos de supervivencia que utilizaban para el juego se relacionaban con sus niveles de estrés en general. Lo que encontraron fue que la mayoría de jugadores que perdían durante el juego encontraron estrategias de afrontamiento útiles para manejar sus emociones negativas.

Las estrategias más útiles que se utilizaron en estos casos fueron aquellas que, o bien buscaban una solución a los sentimientos negativos (ya sea por la resolución de problemas o mediante el uso de estrategias de afrontamiento personal) o los que buscaban el apoyo social de otros jugadores. La clave residía en tomar medidas para mantener un equilibrio saludable, ya sea mediante la toma de decisiones beneficiosas para cambiar su situación para mejor, o mediante la búsqueda de apoyo. De hecho, la mayoría de los jugadores de juegos de recompensa parecen ser capaces de manejar sus emociones y trabajar hacia soluciones efectivas frente al estrés.

Al parecer, las estrategias que funcionaron bien para estos jugadores, pueden ser utilizadas en nuestra propia vida diaria: es el desarrollo de nuestra propia conciencia o introcepción y ayuda a mantener el equilibrio emocional, que es una parte vital de afrontamiento saludable. Y aún más importante, por medio de juegos, podemos encontrar escenarios de práctica para el desarrollo de estas habilidades de una manera que no es amenazadora pero sí divertida, lo cual es una de las ventajas que nos ofrecen los juegos.

Otro estudio también mostró que los videojuegos basados en la acción no sólo reducen el estrés, sino que pueden agudizar habilidades cognitivas tales como la velocidad de reacción. Esto puede ayudar a los jugadores a pensar más rápido y es probable que sean más competentes en la resolución de problemas, lo que puede reducir el estrés de otras formas también. En general, hay evidencias significativas que muestran que los videojuegos no son sólo divertidos, sino que pueden ser unos buenos aliados para aliviar el estrés.

Jugar con moderación

Como todo en este mundo, está claro que no hay que abusar de los videojuegos. Una cosa es jugar en algunos momentos y otra volverse adicto a este tipo de juegos. No es saludable jugar numerosas horas todos los días dejando de lado nuestra vida y nuestras obligaciones. Tampoco los videojuegos solucionarán nuestros problemas, pero sí pueden ser un distractor muy eficaz y, por tanto, un gran aliado para reducir el cansancio y la tensión del día a día.

Básicamente, si disfrutas de un videojuego, es probable que te sea un buen calmante para el estrés. Además, los juegos con un fuerte componente social, como los juegos cooperativos, pueden ser especialmente beneficiosos como herramientas para aliviar la tensión.

Cómo los Videojuegos pueden aliviar nuestros niveles de estrés
Vota este artículo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.