Los 4 valores del estoicismo que inspiraron a la psicología

Verificado Redactado por Teresa M. Terol. Este artículo ha sido revisado, actualizado y verificado por nuestro equipo de psicólogos por última vez el 6 agosto 2021.

¿Cómo se relaciona la psicología, la filosofía, la terapia cognitivo-conductual y el estoicismo? Vamos a ver cómo la psicología está estrechamente relacionada con la filosofía estoica.

La filosofía estoica

La filosofía estoica, al contrario que otras, es una filosofía eminentemente práctica, basada en cambios y actitudes que se pueden llevar muy fácilmente a la vida diaria.

Se trata de transformaciones que pueden ayudar realmente a cambiar desde el interior para modificar nuestro comportamiento y ser más felices, o como dirían los estoicos lograr la famosa Eudaimonia, la felicidad estoica.

Similitudes entre la filosofía estoica y la psicología cognitivo-conductual

Marco aurelio, Séneca y Epícteto, al referirse a la filosofía estoica, ya hicieron referencia a muchas cuestiones que algunos psicólogos de las décadas del 50 al 70 como Albert Ellis o Aarón Beck, tomaron literalmente para llevarlas a los laboratorios e investigar sobre ellas, llevando así la filosofía estoica a la evidencia científica, por lo que muchas de las cuestiones que a día de hoy pertenecen a la psicología nacieron de los estoicos. Los estoicos ya hablaban de temas que eran útiles, aunque no sabían hasta qué punto estarían avalados por la ciencia.

Qué nos dice la filosofía estoica

La filosofía estoica nos dice que para lograr la felicidad, la Eudaimonia, lo que hay que hacer es no basar esta felicidad en los resultados de nuestros actos, sino en lo único que depende de nosotros, en nuestro albedrío, en nuestra conducta, en las reacciones que tenemos ante lo que nos ocurre. Esto es en lo que tenemos que focalizar nuestra atención según los estoicos. Así, la felicidad se logra actuando y comportándonos bajo lo que ellos llaman la virtud.

La virtud es un concepto basado en valores. Para los estoicos existen cuatro valores que compararemos con las técnicas cognitivo-conductuales para ver cómo se relacionan.

1. El primer valor estoico, la sabiduría

Para ser feliz, hay que actuar con virtud y con sabiduría.

La sabiduría se vincula con la terapia cognitivo-conductual cuando hablamos de que tenemos que gestionar las emociones, y llevar todo aquello que sentimos a un plano cognitivo para darnos cuenta de que todo lo que vemos no es una realidad sino una percepción de la misma, y desde ese razonamiento, trazar hechos y datos objetivos de forma sabia para poder gestionar aquello que percibimos y como nos afecta emocionalmente. Por lo tanto, el valor de la sabiduría encaja perfectamente con la terapia cognitiva-coductual y con la percepción de la realidad.

2. El valor estoico de la justicia

El segundo valor estoico es la justicia. La justicia nos dice que aquello que beneficia al grupo, beneficia al hombre, de manera que nos motiva a actuar con justicia y con bondad para el grupo.

Desde la psicología cognitivo-conductual, se corresponde con el concepto de asertividad, de manera que los derechos de la persona acaban donde empiezan los derechos de los demás. Tenemos que asumir que somos seres sociales, por lo que debemos aprender a comportarnos en sociedad, y esto aporta las habilidades sociales y el trabajo en asertividad a la psicología cognitivo-conductual.

3. El valor estoico del coraje

El tercer valor estoico es el coraje. Serás feliz siempre y cuando actúes con virtud y coraje. A veces no nos atrevemos a abordar nuestros problemas a causa del miedo, no hacemos lo que sabemos que tenemos que hacer por el miedo a no conseguirlo, o por miedo a las consecuencias, y en este punto, la terapia cognitivo-conductual trata este miedo a través de la parte conductual, con la exposición u otras técnicas avaladas científicamente, para intentar romper con el conformismo y lograr la exposición a los problemas venciendo el miedo a esas situaciones. Por lo tanto, la terapia cognitivo-conductual toma este coraje y le otorga una utilidad práctica con herramientas como la exposición por ejemplo.

4. El valor estoico de la disciplina

El último valor estoico es la disciplina. El estoicismo nos dice que para alcanzar la felicidad se debe actuar con disciplina. La disciplina es lo contrario a la procrastinación que tanto se habla a día de hoy en terapia cognitivo-conductual, tenemos que luchar contra el cortoplacismo, contra la necesidad de aplazar las cosas que no nos apetecen, y entender que la disciplina y las acciones a largo plazo son más provechosas que los beneficios de los actos a corto plazo.

En resumen

Como vemos, la terapia cognitivo-conductual encaja como un guante en la filosofía estoica porque de hecho nace la una de la otra, y además, muchísimas de las técnicas que tenemos hoy en día, ya eran utilizadas con otros nombres por los estoicos, y lo que ha hecho la teoría cognitivo-conductual es básicamente darles evidencia científica.

Por lo tanto, seremos felices para los estoicos y lograremos la Eudaimonia siempre y cuando actuemos con virtud, con los cuatro valores estoicos, independientemente de los resultados que obtengamos, ya que los resultados no dependen únicamente de nosotros y de nuestras acciones y no podemos controlarlos completamente. Lo único que depende totalmente de nosotros es nuestra conducta, nuestro albedrío, nuestra virtud, y si actuamos con virtud eso basta para lograr la felicidad.

Licenciada en Psicología por la Universidad de Valencia. Máster en Psicología General sanitaria por la Universidad Miguel Hernández de Elche. Máster en Psicología Clínica Cognitivo-Conductual (CETECOVA. Centro de Terapia de Conducta. Valencia). Máster en Dirección de Recursos Humanos por Fundesem Business School. Alicante. Psicóloga colaboradora en el Departamento de Psicología de la Salud. Estoica y escritora para el blog Diario Estoico. Psicóloga del equipo FullMusculo. Podcast Psique orientado a la mentalidad. Canal YouTube orientado a la mentalidad. Escritora de artículos para el Blog. Talleres grupales de Psiconutrición.

Deja un comentario