La publicidad subliminal, qué es y cómo funciona

Redactado por Isbelia Farias . Artículo revisado, actualizado y verificado por nuestro equipo de psicólogos por última vez el 20 junio 2024.
La publicidad subliminal busca influir en el consumidor sin que este se dé cuenta, lo que la hace ilegal en muchos países.

La publicidad subliminal comprende toda clase de anuncios publicitarios, visuales o audiovisuales, que contengan mensajes que no son detectables a simple vista.

El objetivo de la publicidad subliminal, a través de sus mensajes encubiertos, es el de promover o incitar al consumo, entre otras acciones a las que puede llevar a sus espectadores.

En muchas legislaciones, la publicidad subliminal es ilícita, debido a que es capaz de contener mensajes ocultos sin que los espectadores puedan notarlo.

La manera de operar de la publicidad subliminal es de forma directa en el inconsciente, sin que la mente pueda actuar de forma activa para identificar los mensajes que percibe. Dichos mensajes, por lo general, buscan asociar la marca publicitaria con algún tipo de sensación primaria, de manera que las masas se movilicen hacia el consumo de forma no consciente. También pueden inducir sensaciones de las cuales las empresas pueden obtener capital tal como, por ejemplo, inducir subliminalmente a que los espectadores sientan hambre.

La publicidad subliminal

El hecho de que se le denomina publicidad subliminal se debe a que pasa por debajo –sub- de los límites de la percepción. Aunque en algunos casos, estos mensajes han sido utilizados en el ámbito artístico o experimental, son más usados en el sector publicitario.

Los orígenes de este tipo de publicidad se le atribuyen a James McDonald Vicary, un experto en el área de la publicidad en Estados Unidos. Sería él quien habría introducido fotogramas en los anuncios audiovisuales de la Coca-Cola Company para influir sobre el público.

Las frases que habría insertado eran las siguientes: “¿Tienes hambre? Come palomitas de maíz”, o “¿Tienes sed? Toma Coca-Cola”, mensajes con los cuales se estaría induciendo al consumo de dichos productos.

Sin embargo, la publicidad subliminal no tiene sus orígenes exactos en esa época, pues se debe tener presente que, desde hace muchísimo tiempo, el ser humano ha deseado influir en las masas de alguna manera.

De acuerdo con la doctora Nilda C. Tañski, en su estudio titulado: Influencia y efectos de la publicidad subliminal en la decisión de consumo, las personas obtienen conocimientos subliminales cuando, por ejemplo, se muestra parte de algo, algunas letras de una palabra, insinuaciones en algunas figuras, sonidos especiales, entre otros, es decir, cuando la imaginación se encarga de superar el umbral de la conciencia y concretar la transmisión. De este modo, la submente, como la autora le denomina, va guardando hechos a lo largo del tiempo, que para la conciencia pasan inadvertidas.

Así, por medio de estímulos visuales o verbales se exploran las vías por medio de las cuales la submente es capaz de albergar dichos patrones, antes del pensamiento consciente. En este sentido, el inconsciente va por delante de la conciencia. De aquí, según Tañski, que surja el problema de no saber qué es lo realmente importante y qué no lo es. Pues hay una gran diversidad de situaciones a las que se enfrentan los consumidores ante la inmensa cantidad de opciones para elegir, además de la influencia del entorno, lo cual les confunde de forma permanente porque no tienen claridad sobre cómo conceptualizar las diferencias o cuáles son los aspectos de la información disponible que se deben tener en cuenta y cuáles se deben ignorar. Entonces, los consumidores se sienten desbordados por la gran cantidad de “ofertas”, ya que no han descubierto por experiencia qué es lo importante en cada caso o qué aspectos se deben poner en el centro y cuáles en el segundo plano de la conciencia.

Técnicas de la publicidad subliminal

Cabe analizar cuáles son las técnicas más frecuentes de la publicidad subliminal. Entre ellas se encuentran las siguientes:

  • Imágenes ocultas: tales como siluetas, líneas o contornos no visibles en los anuncios publicitarios para que el espectador emita una reacción que quede asociada a su inconsciente, con referencia al producto que se le ofrece.
  • Ambientaciones subliminales: consiste en condiciones contextuales y que acompañan al producto, aparentemente de forma casual o inocente, pero que inducen a que el espectador experimente ciertas emociones o sensaciones que quedarían asociadas al producto.
  • Emisiones de alta frecuencia: se trata de la emisión de imágenes o palabras que incitan al consumo o a que el espectador experimente una sensación específica. Esto puede ocurrir en medio de una publicidad audiovisual y es captado de forma inconsciente.

Tal como se ha señalado, el principal rasgo de la publicidad subliminal es de ocultar un mensaje, de forma secreta y en un escenario aparentemente ingenuo. Pero, la verdad es que detrás de ello existen muchos métodos para que los mensajes lleguen a la mente de los consumidores y estos se vean incitados hacia el consumo.

Ejemplos de publicidad subliminal

Hay casos de publicidad subliminal que son históricos, tales como el anuncio de Vetiver, de la marca Puig, en el que una modelo sacaba un brazo de una piscina, lo apoyaba en el suelo, justamente en la sombra de un modelo y en el área de su entrepierna. Por este anuncio la empresa fue acusada, ya que se apelaba a impulsos sexuales primarios.

Lo mismo se llegó a afirmar de la botella de Coca-Cola, cuyas curvas imitarían de forma inconsciente al cuerpo de una mujer. Sin embargo, sus directivos afirmaron que se trataba de una inspiración en una semilla de cacao.

Otro aspecto destacable, como ejemplo de publicidad subliminal, son los colores que emplean las grandes cadenas de comida rápida, los cuales tienen el propósito de incitar al cliente a comer deprisa y marcharse, pero no a quedarse.

Así, el mundo está lleno de publicidad subliminal que va directo al inconsciente y de lo cual la persona no es consciente.

El Black Friday y las compras compulsivas

Bibliografía

  • Cheng, Y. (2009). Influencia de la publicidad subliminal en la conducta del consumidor frente a su acción de compra. Caso de estudio: colas negras2099.
  • RIVERA, D. M. (1997). Publicidad subliminal y consumo. Un estudio sobre su influencia en el recuerdo y en la motivación’. Arte, individuo y sociedad, (9), 171-184.
  • Racionero Siles, F. (2008). Publicidad subliminal.
  • Tañski, N. C. (2004). Influencia y efectos de la publicidad subliminal en la decisión de consumo. Visión de futuro2(2), 2.
Isbelia Farias

Licenciada y Máster en filosofía (Universidad del Zulia), maestrante en Orientación en Sexología (CIPPSV) su área está enfocada hacia el bienestar y la sexualidad en la pareja. Posee certificación en coaching (Universidad Autónoma de Barcelona), Fundamentos de la escritura (Tecnológico de Monterrey), Sexualidad, mucho más que sexo (Universidad de los Andes), Psicología Positiva (Universidad Metropolitana de Caracas), diplomada en Logoterapia y Análisis Existencial, Orientación de la Conducta y Psicología Forense.