Ejercicios Mindfulness

En esta ocasión vamos a hablar del Mindfulness, una filosofía actual que se está poniendo muy de moda y que trata de mejorar el estado de salud tanto físico como mental de las personas que lo practican. En este artículo, podrás profundizar un poco más en él.

Antes de los ejercicios… ¿Qué es el Mindfulness?

El Mindfulness es un conjunto de técnicas que ayudan a quien lo practica a mantenerse en el día a día, en el presente, con una actitud que permite conectar de nuevo con uno mismo y mantenerse en paz.

Con ello, se consigue crear un ambiente propicio para el bienestar, impulsando las fortalezas personas y autorregulando el comportamiento. De ahí el nombre, Mindfulness, o lo que es lo mismo: Atención Plena. Es decir, ser perfectamente conscientes de nosotros mismos y del lugar que ocupamos en el mundo.

Ejercicios de Mindfulness fáciles para practicar en casa

Ahora, echemos un ojo a algunos ejercicios simples de Mindfulness. Por supuesto, ten en cuenta que estos son algunos ejercicios sencillos. Se puede profundizar mucho más y encontrar otros algo más complicados, pero para empezar en casa estos te pueden resultar de gran ayuda.

Respiración de aterrizaje

Este ejercicio es uno de los mejores a la hora de apagar el “piloto automático” con el que solemos asumir nuestra vida. Con él, podrás detener ese flujo constante de pensamientos, recuerdos, imágenes e ideas.

Solamente tienes que centrarte en tu respiración, teniendo una respiración profunda, suave y constante por la nariz. Llena tus pulmones, suelta el aire por la boca con algo de intensidad, y mantén esta práctica durante unos minutos.

Notarás que, cuando algo te distraiga, podrás centrar tu atención en ese elemento que te distrae de una forma bastante acertada y, cuando ese elemento deje de llamarte la atención, podrás volver a centrarte en tu respiración.

De esta forma, estarás mucho más centrado en ti mismo, pero, al mismo tiempo, los elementos que te distraigan te parecerán mucho más claros, y podrás centrarte en ellos con mucha más claridad.

El dedo en la frente

Con los ojos cerrados o abiertos, como te sientas mejor, coloca suavemente uno o dos dedos en el centro de tu frente.

Simplemente siente el dedo contra tu frente.

Y siente las sensaciones de tu frente contra el dedo.

Puedes percibir la temperatura, la textura, la humedad, incluso detectar tu pulso.

Permanece un rato con esta atención.

Si la mente vaga, vuelve a llevarla, suavemente, a la sensación de tu dedo en la frente.

Luego abre los ojos, baja la mano y percibe cómo te sientes.

Desayuno Mindfulness

El desayuno Mindfulness, como puedes suponer, consiste en romper el piloto automático que tenemos encendido nada más levantarnos. Y es que, por las mañanas, tenemos este piloto automático mucho más activado que durante el resto del día.

Por ello, cuando te despiertes, ve a algún lugar tranquilo, apaga cualquier dispositivo electrónico para no tener molestias, y empieza a desayunar normalmente. Sin ningún elemento que te pueda molestar a tu alrededor.

Céntrate en los sabores, los olores y el tacto de los alimentos y la bebida que estés tomando. No te limites a consumirlos como un proceso necesario y mecánico que haces. Siente bien esos alimentos.

Notarás la diferencia entre consumir el desayuno como una necesidad de alimentación, y sentirás cómo estás consumiéndolo por placer, viviendo el momento y disfrutando de todos los matices que éste te ofrece.

Atención a los sonidos

Este tercer ejercicio es bastante sencillo, pero que permite tener una profunda conciencia del mundo que nos rodea y que, normalmente, nos pasa desapercibido. Se trata de centrarse en los sonidos.

Y es que, en los tiempos que corren, es normal que los sonidos que nos rodean giren a nuestro alrededor sin que les prestemos la menor atención. Si nos detenemos a sentirlos, estaremos mucho más en sintonía con el presente.

Por ello, busca un lugar tranquilo en el que sentarte a escuchar los sonidos que hay a tu alrededor. No los juzgues. No se trata de escuchar a los pájaros cantar y molestarse si suena un camión.

Simplemente, acepta los sonidos que hay a tu alrededor y relájate con ellos. Y, por supuesto, cuando se te aparezca un pensamiento relacionado con esos sonidos, elimínalo. No se trata de pensar los sonidos, sino de sentirlos.

Escáner corporal

Esta técnica es un poco más complicada, pero es muy interesante, porque permite conocer introspectivamente mucho mejor nuestro propio cuerpo (¡te sorprenderías de lo desconocido que es nuestro cuerpo para nosotros mismos!).

Simplemente, túmbate en algún lugar tranquilo, y empieza por centrarte en tu respiración, como en el primer ejercicio. Cuando estés relajado, empieza a cambiar el foco de tu atención de la respiración a otras partes del cuerpo.

Al principio, te resultará complicado, y solo podrás centrarte en algunas partes que “se sienten” más fácilmente, como el corazón, pero, con el tiempo y la práctica, podrás centrarte incluso en las yemas de tus dedos.

Este ejercicio es uno de los más completos del Mindfulness, porque permiten una máxima relajación, vivir en el presente a través de las sensaciones del cuerpo y, por supuesto, un mayor autoconocimiento.

Como puedes ver, el Mindfulness es una nueva forma de relajar la mente, orientarla hacia la superación personal, y, con ello, mejorar en el plano de la salud, tanto física como mental. Si quieres mejorar tu vida, esta es una gran forma de empezar a hacerlo.

También te puede interesar: ¿Qué significa Namasté?

Suscríbete aquí a nuestro canal de YouTube

5 ejercicios de Mindfulness para practicar la atención plena
5 (100%) 1 voto.

1 Comentario

  1. He leído, señor terapeuta, vuestro análisis, la relajación y nuestra mente, brillante exposición y a la vez, estresante, no soy capaz, de e contrar, su idea central, si por favor, me pudiera, señalar, esta al principio, en el medio, o al final de la reflexión que Ud, hace, o deba pagar su curso de entrenamiento, para lograrlo, respetuosamente, Alberto Raúl

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.