Ataraxia
Ataraxia

Origen de la Ataraxia

Esta afectación se produce tras un ictus o incluso un fuerte golpe en la cabeza en la parte frontal, de tal forma que el cerebro en dicha zona queda dañado. Lo que provoca es una falta de capacidad para enfadarnos o simplemente desilusionarnos.

En la antigua Grecia esta dolencia ya se conocía, y los filósofos la intentaron explicar como una cualidad del ser humano o más bien de su alma. Imperturbable es la definición en filosofía de la ataraxia.

Podríamos pensar que la ataraxia es algo casi beneficioso, pues ofrece una sensación permanente de tranquilidad, serenidad e imperturbabilidad tanto de pensamiento como de sentimiento, pero hay que pagar un alto precio por ello, ya que las personas que sufren de ataraxia no son conscientes de sus limitaciones ni de las consecuencias que pueden acarrear sus actos.

5 claves para identificar la Ataraxia

1. Existe un control total de las emociones perturbadoras

Por ejemplo, la ira, el miedo, la tristeza. Al parecer no hay padecimiento en este sentido. Por el contrario tampoco se disfruta de la alegría al mismo nivel, todo en la persona se resume en dicho término: imperturbable.

2. No conocen o no se aceptan límites

Esta es una característica de la ataraxia médica provocada, por ejemplo, por un ictus. Las personas que la padecen no entienden de límites en sus actos ni de sentimientos, tanto suyos como de los demás, han perdido la capacidad de asumir que existen límites y normas para la mejor convivencia entre personas.

3. Desvinculación de las consecuencias que pueden acarrear sus actos

Es una de las características más graves de este trastorno. Los afectados carecen de sentimientos de culpa o responsabilidad por sus actos.

4. Ausencia de frustración

Las personas que sufren ataraxia no sufren estados de frustración de ninguna clase, sin embargo, no se sienten contentas ni despreocupadas como cabría esperar, sino todo lo contrario, generalmente son personas ansiosas y nerviosas.

5. Apatía y pasividad

Se dice que, en el sentido filosófico del término, los griegos ansiaban la ataraxia como meta espiritual para lograr estados de apatía y pasividad como forma de lograr la calma y el sosiego más absoluto. Evitando tanto la acción como el sentimiento.

Pero como se ha podido demostrar, la ataraxia en realidad no se trata de cualidad ansiada, sino que es una terrible dolencia, de una grave enfermedad o padecimiento médico. Es indispensable valorar este síntoma en su justa medida y no como una especie de “bendición” ni nada parecido, además de ser tratado por los profesionales pertinentes.

Ataraxia o la personalidad imperturbable
5 (100%) 2 votos

  • Aquí hay algo que no tiene sentido, aplicando una lógica estrictamente formal podríamos decir que la ataraxia es una “enfermedad” o padecimiento médico por NO PRODUCIR FRUSTRACION?
    Sé que la “frustración” es común en el ser humano, pero ¿es normal?